29 Ene 2018

Mercados: buen momento para tomar posición en soja y maíz

Las lluvias fueron muy limitadas en lo que va de la campaña local. Mientras tanto, en Brasil el panorama mejora y se estima que la producción alcanzaría los 114 millones de toneladas. ÁMBITO El futuro mayo de la oleaginosa y el de julio del maíz muestran valores muy convenientes para ejecutar ventas. El clima sudamericano continúa influyendo en las cotizaciones.

DANTE ROMANO

Profesor e investigador (*)

Independientemente de las razones, la soja en Chicago subió en 9 de las últimas 10 ruedas, y localmente se marcaron nuevos máximos (superiores a 270 u$s/t) los cuales están muy por encima de los valores más altos que se fijaron como objetivo a la hora de tomar la decisión de siembra (260). La última vez que vimos un movimiento semejante, los precios no lograron sostenerse y luego se precipitó la baja. Sólo por esto resultaría prudente para los productores avanzar en ventas.

La razón de la suba pasa por el clima en Argentina. Las lluvias han sido muy limitadas en lo que va de la campaña, pero hasta aquí los cultivos han ido aprovechando la humedad inicial y lo que iba llegando para que la situación de la soja sea en general de normal a buena. En la última semana la humedad de los suelos se recompuso en el NOA y NEA, donde la intención de siembra se va a concretar. En el centro y sur la situación actual de los cultivos es normal, pero no hay reservas. Sólo el extremo sur de Santa Fe, sur de Córdoba y extremo Noroeste de Buenos Aires cuenta con reservas adecuadas.

El pronóstico de lluvias marca que seguirían en el NOA y NEA, pero para el centro y sur se darían sólo aportes menores. Pero día tras día los pronósticos son muy variables y vienen sumando humedad.

Sin embargo, Brasil está cada vez mejor. Analistas privados hablan de 114 millones de toneladas vs. los 110 millones del USDA, y crece el convencimiento de que lo que perdería Argentina podría sumarlo Brasil. Así las cosas y partiendo de un nivel de reservas elevado en EE.UU., los precios actuales serían una oportunidad de venta.

La forma de explicar esta suba pasa por la especulación. Con fondos que estaban muy vendidos, la seca local genera una excusa perfecta para la toma de ganancias, que implica futuras compras, las que inspiran subas que a su vez retroalimentan el proceso. Mientras no haya pronósticos de lluvia en Argentina es razonable esperar subas.

En el mercado local, el precio de la soja mayo muestra un contra margen de u$s10 para la exportación, aunque la industria de acuerdo con lo que nos informan los compradores, está con un margen bueno de alrededor de u$s25.

En tanto, como también tienen un margen similar en el mercado disponible, se produjo un mercado invertido de 10 u$s/t. Muchos venden y recompran mayo. Esto empuja mayo a la suba.

Por todo esto vemos la suba como oportunidad de venta. Iríamos a 40% vendido a precios de u$s270 por tonelada y a eso sumaríamos 30% piso y techo, que puede ser noviembre 272/308 a la par o bien poner el piso en mayo a 266 con techo nov. 308. Así se pone el piso en el mes que sufrirá la presión de cosecha.

En caso de buscar pisos, el costo para mayo 266 o noviembre 270 está en torno a los 5 u$s/t.

En lo que hace al maíz, si bien sigue operando en un rango, estamos sobre los máximos desde septiembre del año pasado. En parte es por el dólar que se devaluó contra otras monedas, y en menor medida por clima en Argentina.

Aquí también el problema es la falta de agua, sólo que el impacto que ya tiene el maíz de primera no se va a recuperar, mientras que el tardío está a tiempo de recibir lluvias.

La siembra viene algo lenta, pero está en tramos finales y hay tiempo para completarla.

Los problemas de maíz temprano hacen que recomendemos no tomar decisiones apresuradas. Pero las subas de marzo y abril que permitieron llegar a los esperados 155, están arrastrando al precio de julio a la suba, que tocó los 150.

La recomendación en maíz temprano es ver hasta dónde puede llegar la posición marzo, pero por lo que es maíz tardío vender a u$s150.

Los condimentos alcistas que pueden ser una posible caída de área en EE.UU., algún problema en maíz de segunda en Brasil o el climático norteamericano, están más adelante. Para cubrirse a esto se recomienda comprar Call Spread en Chicago sobre sep (cotiza en 149,3 y puede comprar Call 150 vendiendo 160 con costo de u$s4).

(*) Del Centro de Agronegocios y Alimentos de la Universidad Austral.