25 Mar 2014

EE.UU. define su nueva campaña

Los “farmers” aumentarían la superficie con soja y bajarían fuerte el área con maíz. Mientras tanto, China canceló compras de soja, debido al sobrestock de harina. LA VOZ.

La caída en la demanda de harina de soja en China, consecuencia del brote de gripe aviar que indujo a la matanza de millones de pollos y el cierre de miles de granjas, ha provocado un fuerte aumento de las existencias de harina en las plantas procesadoras de soja en el gigante asiático.

Se produjo una fuerte caída en los precios de la harina que impactaron negativamente en los márgenes de molienda de la soja. Como primera consecuencia muchas plantas aceiteras han tenido que parar sus actividades y debieron, además, cancelar compras de soja previamente pactadas y provenientes de los Estados Unidos.

Por este motivo, en esta última semana, se han confirmado cancelaciones de compras de soja estadounidense por parte de los chinos, y en días recientes se han confirmado cancelaciones de compras de 600.000 de soja realizadas de Sudamérica. Se ha conocido la intención de una importante empresa importadora de soja de China de revender los contratos cancelados a dicho destino y enviar entre cinco y seis vapores a los Estados Unidos.

A pesar de estos movimientos, que no son tan frecuentes en el mercado y que no son sólo anuncios sino acciones concretas, la soja en Chicago sigue manteniendo en forma inexplicable una clara tendencia sostenida a firme. Los operadores consideran que el actual y muy bajo nivel de existencias de soja en los Estados Unidos, debido al fuerte nivel de consumo consecuencia de un invierno muy riguroso, y las compras anticipadas de China que han superado el mismo saldo exportable de la soja estadounidense, son razones suficientes para seguir manteniendo un mercado con gran firmeza. Será hasta que algunas de estas variables puedan cambiar la actual tendencia de caída de las existencias.

En el mediano plazo, los farmers estadounidense están pensando en aumentar la superficie de siembra de soja de la próxima campaña agrícola 2014/15, en virtud de los muy buenos precios obtenidos desde el comienzo mismo de la cosecha y hasta muy entrada la primavera. Consultoras privadas están estimando una superficie de siembra de soja que puede llegar al récord de 34 millones de hectáreas, lo que podría llegar a producir un volumen histórico de 95 millones de toneladas.

De confirmarse este aumento de área y en el caso que los rindes puedan llegar a los máximos del último quinquenio, los estadounidense podrán recuperar en 2015 la caída de las existencias finales registradas en esta cosecha. Y convertirse además en los primeros productores y exportadores de soja del mundo, relegando a Brasil en el segundo puesto.

Maíz . Se espera una reducción de la superficie de siembra en Estados Unidos; se estima en 36,5 millones de hectáreas, la menor superficie desde el 2010. Con un rinde récord de maíz superior a los 10 kilos por hectáreas a nivel país, la producción de maíz americano podrá llegar a los 346 millones de toneladas.

Hay que recordar que la última cosecha en el país del Norte tuvo una producción de maíz de 353,72 millones; ya se descuenta que el balance de oferta y demanda interno para Estados Unidos será muy ajustado.

Lo más llamativo de estas proyecciones es que cuesta creer que los farmers consideren sembrar una superficie récord de soja, cuando los precios de la soja en Chicago muestran una inverse (caída) de 90 dólares entre la posición noviembre y mayo del 2014. Si esta baja se confirma, los productores de soja tendrán uno de los mayores márgenes brutos negativos de toda la década.

En cambio, los precios del maíz en Chicago muestran un carry (suba) de seis dólares por tonelada entre las posiciones futuras largas: mayo 2015 y la posición mayo 2014.

Si bien no se trata de una gran suba, al menos no es la baja de 90 dólares por tonelada que muestra la soja.

Ayer en Rosario

Soja. Las fábricas de la región sostuvieron la oferta por soja disponible y elevaron en un dólar por tonelada su oferta por la mercadería de la nueva cosecha. Las aceiteras ofrecieron ayer 345 dólares por tonelada con descarga hasta el 25 de marzo y 316 dólares con entrega abril/mayo. En Chicago, los contratos cerraron mixtos, con subas para la posición más cercana ante la ajustada disponibilidad de poroto en Estados Unidos.

Maíz. La exportación propuso cerrar negocios a 1.270 pesos por tonelada con descarga inmediata, y a 162 dólares con entrega en abril.

Trigo. La exportación ofertó 1.800 pesos por tonelada por el cereal con entrega inmediata condiciones cámara; la molinería ofertó 1.860 pesos por el cereal con Art. 12.

Fuente: Pablo Adreani (La Voz).